Los Scouts de Álamo eran una unidad de reconocimiento que servía al VI Ejercito de los Estados Unidos en el teatro de operaciones del Pacífico durante la SGM. Esa era una unidad especial directamente bajo el comando del G2 del 6to Ejército, para conducir misiones de reconocimiento

Orígenes:
Entre Julio y Diciembre de 1943 una pequeña unidad de reconocimiento, los Scouts Anfibios (Scouts Amphibious), compuesta por militares americanos y australianos, llevó a cabo varias misiones exitosas en Nueva Britania. El teniente general Walter Kruege, comandante del VI Ejército de los Estados Unidos, reconoció el valor de la unidad, y ordenó la formación del centro de entrenamiento de los Álamo Scouts (ASTC - Álamo Scouts Training Center) el 28 de Noviembre de 1943. El ASTC estaba bajo el comando del Teniente Coronel Frederick W. Bradshaw, abogado brillante de Jackson, Mississipi. El ASTC fue establecido en Fergusson Island, Nueva Guinéa, y su finalidad era "entrenar y seleccionar voluntarios en trabajo de reconocimiento e incursiones". Los voluntários llegaban de las unidades de combate del 6° Ejército de los EUA pasaban por varias pruebas eliminatorias y luego por una entrevista con el director del ASTC. En el caso de ser aprobados eran enviados para hacia la base de los Alamo Scouts que además de entrenarlos fue usado como base de operaciones para los equipos operacionales.



Los soldados eran introducidos en un duro curso de seis semanas. Mucho del entrenamiento era hecho en territorio enemigo capturado. Los candidatos pasaban por ocho áreas principales de habilidades;

a-) Operación con lanchas y lanchones de goma
b-) Inteligencia
c-) Patrullaje
d-) Navegación
e-) Comunicaciones
f-) Armas y acondicionamiento físico

Los candidatos también recibían entrenamiento en primeros auxilios avanzados en la selva, supervivencia en el agua con equipamiento completo, etc. La cantidad de aprendices de cada clase variaba de entre 45 a 100 hombres.
Los ASTC se graduaban de 9 clases, de un total de 250 hombres alistados y 75 oficiales, del 27 de Diciembre de 1943 al 2 de Septiembre de 1945. Solamente 117 alistados y 21 oficiales sirvieron en el Álamo Scouts, los demás aprobados regresaron a sus unidades.

Los soldados aprobados votaban secretamente para decir con que compañeros gustarían estar acompañados durante una peligrosa misión, y por que oficial gustarían de ser comandados. Los oficiales también votaban por sus soldados preferidos para trabajar en misiones especiales. Este método de selección no era usado por los americanos desde la Guerra de Secesión, y resultó un suceso en el Álamo Scouts.
Se formaron 10 equipos en el ASTC. Los 10 equipos de los Scouts Álamo eran formados por un oficial y de 5 a 6 hombres enlistados y nunca perdieron un solo hombre en combate. Muchos de los soldados eran originarios del 158° de Infantería Bushmasters, una unidad de la Guardia Nacional formada previamente de hombres de Arizona y de Nuevo México que habían entrenado intensivamente en las selvas de Panamá antes de partir al Pacífico. Cerca de 1/4 de los graduados alistados en el Scouts Álamo eran indios Americanos. Eran de unas 20 tribus (Cherokee, Navajo, Chippewa, Sauk, Seminole, Papago, Lobos, Chitimacha, SIoux, Pawnee, etc.). Estos nativos americanos trajeron una riqueza en experiencia al teatro del sudoeste del pacífico. Por eso el símbolo de la unidad tiene un nativo americano. Además habían en el Álamo Scouts caucásicos, filipinos e hispánicos.



La mayoría de los graduados fue enviada de regreso a sus unidades para enseñar sus nuevas habilidades. Entre tanto un total de 21 oficiales y 117 hombres alistados fueron retenidos para formar y operar en el Álamo Scouts. La fuerza normalmente era compuesta de unos 70 hombres. El propio ASTC continuó operando en 1945, y fue relocalizado a cinco otros lugares diferentes en Nueva Guinea, en Leyte y en Luzon.

A través de los Scouts Álamo, Kreuger buscó crear una unidad de elite compuesto solo por voluntarios, que consistía en equipos pequeños que podían operar profundamente atrás de las líneas enemigas. Su misión era acumular experiencia y adquirir inteligencia y realizar reconocimiento para el 6to Ejército de los Estados Unidos. La unidad era denominada así por la asociación de Kreuger con San Antonio, Texas y por su admiración por los defensores del Álamo.

Realizaciones y legado.

En sus primeros dos años de operación fueron acreditados a la unidad la liberación de 197 prisioneros aliados en Nueva Guinea (entre ellos 66 militares holandeses). En Febrero de 1945 fortalecieron el sustento táctico al 6° Batallón Ranger durante la Misión de rescate del Campo de Prisioneros de Guerra de Cabanatuan. Fueron acreditados también la captura de 84 prisioneros de guerra japoneses.

Los Scouts del Álamo ejecutaron 106 misiones conocidas detrás de la líneas enemigas en el Pacífico, principalmente en Nueva Guinea y Filipinas sin perder un solo hombre y así tener uno de los registros más inmaculados de todas las unidades de elíte de la SGM. Evolucionarían de una simple unidad de reconocimiento de Nueva Guinea en un grupo sofisticado de inteligencia que auxilió en la coordinación de grandes operaciones en Leyte y Luzon. Los Álamo Scouts pueden ser considerados precursores de la unidad LRRP Long Range Recon Patrol (Patrulla de reconocimiento de larga distancia) del ejército de los Estados Unidos que surgieron muchos años después.

En Junio de 1945, los Scouts Álamo estaban entrenando para conducir el reconocimiento de Kyushu en la preparación para la Operación Olympic, la primera etapa de la pre-invación aliada a Japón. Después de la rendición de Japón, los Scout Álamo fueron a Wakayama y formaron parte del ejército de ocupación.
La unidad fue desbaratada en Kyoto, Japón en Noviembre de 1945 luego de acompañar al 6° batallón Ranger

En 1988 a los Scouts Álamo se le concedió individualmente la insignia de hombro de las fuerzas especiales en reconocimiento por sus servicios en la SGM.